El Centro de Salud “Mojandita”

El Centro de Salud “Mojandita”

Cuando Betti Sachs y Diego Falconí compraran el terreno para construir Casa Mojanda en 1991, recibieron en Nueva York una carta escrita a mano del Presidente de la comunidad de Mojandita-Curubí pidiendo su ayuda. La comunidad intentaba concluir la construcción de un pequeño centro de salud iniciado varios años atrás, pero abandonado por falta de recursos para materiales.

Betti, Diego y algunos amigos decidieron ayudar a la comunidad a terminar el centro de salud, algo que parecía tanto justo como alcanzable: establecer un pequeño centro de salud comunitario que atienda ciertas necesidades médicas básicas de Mojandita y las comunidades vecinas.

Una vez instalada Casa Mojanda se comenzó con estos fondos la construcción, amoblado, equipamiento y organización del Centro de Salud Mojandita para la medicina natural y maternal, el cual fue inaugurado el 26 de julio de 1997. El Centro de Salud cumplió recientemente 13 años de operación ininterrumpida en gran parte gracias a la contribución generosa de huéspedes y voluntarios de Casa Mojanda, trabajando cercanamente con los promotores y la directiva de salud de la comunidad.

Una médica general de Otavalo, la Dra. Sonia García, atiende actualmente a pacientes todos los viernes. Casa Mojanda y el Centro de Salud de Mojandita han impulsado exitosos programas educacionales en temas de salud familiar, primeros auxilios, contracepción y nutrición. Con la visión de lograr que el Centro de Salud sea autosustentable, la comunidad estableció su propio programa de aseguramiento que cubre costos básicos de mantenimiento.

Varios grupos e individuos huéspedes de Casa Mojanda han ofrecido servicios médicos, dentales y de enfermería durante más de diez años y han traído los equipos, medicinas y suministros básicos para mantener al centro de salud en funcionamiento. Casa Mojanda se siente orgullosa de haber contribuido al establecimiento de este proyecto comunitario que hoy es operado y administrado por la comunidad colectivamente. Hay otras comunidades vecinas que también se benefician de la atención médica y programas educativos. La construcción fue complementada en el 2002 con una ampliación al Centro de Salud de Mojandita, financiada y realizada por la ONG española Guaguacuna. La ampliación permite ofrecer servicios de ginecología y obstetricia, salas de examen y oficinas.

Campaña de atención dental

Como en la mayoría de comunidades rurales de América Latina, en Mojandita la atención dental consiste principalmente en la extracción de dientes cuando su deterioro ya no permite salvarlos.  La dieta tradicional ha cambiado con los años y contiene más azúcar y alimentos procesados y menos granos y alimentos tradicionales, lo cual incrementa los problemas dentales y de salud general. La salud dental no era un área en la que pensábamos contribuir originalmente, pero su necesidad se ha vuelto urgente y obvia. Hemos visto cuánto se puede hacer con una moderada atención preventiva y equipos dentales básicos. El Centro de Salud ha organizado un programa de salud dental en la escuela primaria y en el Centro. Con la ayuda de Casa Mojanda, personas que han contribuido financieramente y grupos de voluntarios, se logró el equipamiento básico para los exámenes dentales. La Junta de Salud de la comunidad se encuentra trabajando en la logística para que un dentista de Otavalo realice visitas semanales a la comunidad.

Casa Mojanda